Uno de los accesorios indispensables de todo atuendo, y en particular en épocas de verano, son las gafas de sol. Han sido tradicionalmente considerados un elemento de distinción y moda, aunque no deben simplemente lucir bien y dar un marco adecuado al rostro de quien las lleva, sino -y fundamentalmente- proteger los ojos de la alta radiación lumínica en días soleados.

 

Precios sin competencia en el mercado

Al tener la disponibilidad para adquirir unas gafas de sol baratas lo más importante y que no se debe obviar es comparar los precios y escoger el modelo que se ajuste al rostro y por supuesto, al bolsillo.

Se pueden adquirir a través de sitios web, gafas de sol de prestigiosas marcas originales como Carolina Herrera, Ray Ban, Michael Kors, Vogue, Prada, Carrera, Gucci, y otras, a los precios más económicos del mercado.

Están disponibles para los clientes más exigentes más de 10 mil modelos que se ajustarán a lo que necesite, y siempre con el asesoramiento de los que saben de óptica para sugerirle el modelo de mejor calidad y con el precio más económico.

Para todos los estilos

De acuerdo a la exigencia del cliente, hay modelos para todos los estilos: los clásicos, que nunca pasan de moda y que provocan que otras miradas se volteen a ver a quien los lleva, casual, para el hombre y la mujer de hoy que sale al trabajo y busca proteger su vista del sol, así como los más atrevidos y tradicionales. Entre las de mayor tendencia pueden mencionarse:

  • Aviador: un clásico modelo, popularizado en el mercado originalmente por Ray-Ban hace décadas.
  • Mariposa: amplias, de gran cobertura de ojos y rostro.
  • Ojos de gato: otro clásico que ha vuelto a la moda últimamente
  • Redondas: minimalista, a veces llamado “estilo John Lennon”

El objetivo principal es que quien las lleva contará con una gafa de sol moderna, con diseños únicos y con todo tipo de materiales en las monturas, según el gusto de quien los adquiere.

Con la asesoría del personal cualificado vía online, pueden conseguir esas gafas de sol que estaban buscando para que se lleven el que mejor se ajuste a las exigencias del cliente. Aparte, todas cuentan con la debida protección de los rayos solares.

Siempre en tendencia

Los estilos son diversos, pero siempre, según la temporada, se registran tendencias, como ocurre con los modelos de las gafas de sol de la marca Dior, las Polaroid o las Dolce & Gabbana.

Para la práctica de deportes, también hay secciones dedicadas modelos orientados para diferentes disciplinas con los colores y formatos adecuados a las exigencias:

  • Ciclismo: livianas, alta protección contra impactos.
  • Running: antedeslizantes y con banda posterior que las mantiene sujetas
  • Deportes de nieve: altísima protección UV y con banda elástica de sujeción.



En estos renglones, las tendencias de la moda siempre están marcadas y en cada temporada se lanzan nuevos modelos de varias marcas. Todos con los mejores precios del mercado.

Protección solar garantizada

Hay que tener en cuenta al momento de adquirir unas buenas gafas la protección los ojos ante los nocivos rayos ultravioleta, sobre todo, cuando se va al campo, a la playa o a la montaña, ocasiones en que la se puede estar expuesto muchas horas al sol. Suele ocurrir que pasa el tiempo y nadie se percata de la necesidad de proteger uno de los sentidos más importantes: la vista.

Antes de elegir un modelo debe tenerse en cuenta la graduación del filtro solar que tiene cada modelo, según el uso que le dará a las gafas.

  • Filtro cero: son las más claras, ideales para el uso en interiores o para los días nublados.
  • Filtro uno: absorben hasta el 25 % la luz del sol.
  • Filtro dos: sus cristales son algo más oscuros, capaces de absorber hasta el 81 % la radiación solar.
  • Filtro tres: recomendables para ir de paseo a la playa, pues ofrecen una protección que retiene hasta el 92% de  la intensidad del sol.
  • Filtro cuatro: son los más oscuros, para una extraprotección cuando la exposición a la luz del sol es extrema, por ejemplo en las dunas o en la nieve.

Un error muy común es creer que unas gafas de baja calidad, por el solo hecho de ser oscuras, ya ofrecen una adecuada protección a la vista. Muy por el contrario, esos cristales sin el adecuado filtro UV solo restringen el paso de los rayos visible del sol. Esto hace que el ojo naturalmente dilate la pupila para permitir mayor ingreso de luz, como si se estuviera en un ambiente más oscuro, con lo que la radiación ultravioleta afecta en mayor grado que si no se utilizaran gafas.

 Buscador Grupo Pladesemapesga con tecnología de Google

En el motor de búsqueda te ayudamos a encontrar exactamente lo que buscas.

 AyTP Acción y Transparencia Publica..